El circo social Ortzimuga se desarrolla en el barrio de La Milagrosa-Arrosadia de Pamplona, como uno de los proyectos específicos del programa marco de convivencia intercultural, impulsado por Médicos del Mundo en este territorio. Niños y niñas vecinas del barrio, escolarizadas en los centros educativos del territorio: Colegio Público Azpilagaña, Colegio Público Víctor Pradera-Paderborn e Ikastola Hegoalde.

Nuestro circo Ortzimuga está en marcha desde mayo de 2019 y permite la adquisición de habilidades para la participación a niños y niñas. A través del descubrimiento y práctica de técnicas circenses como malabares, equilibrios, clown o sencillas acrobacias, fortalecen valores vinculados a la participación: trabajo en equipo, respeto mutuo, expresión de opiniones y sentimientos, toma de decisiones compartidas, reconocimiento de potencialidades propias y del resto al servicio de la tarea colectiva, resolución de conflictos, expresividad y gestión de emociones, entre otras. 

Al mismo tiempo, familiares de las participantes, principalmente madres, cuentan con un recurso de acompañamiento por parte del equipo técnico de Médicos del Mundo en sus procesos de incorporación social y participan en espacios de relación que permiten el intercambio de experiencias, inquietudes y necesidades detectadas por estas familias que se encuentran en situación de riesgo de exclusión social. Estos espacios de relación e intercambio facilitan el abordaje de necesidades desde un enfoque de derechos y permiten identificar aquellos mecanismos disponibles en nuestro entorno para el ejercicio de derechos por parte de las participantes, como titulares de derechos.


Consecuencia de la situación sanitaria y el confinamiento iniciado hace ahora un año, el Circo Social Ortzimuga se trasladó temporalmente a las viviendas de cada participante. A través de las NTIC y una programación de retos semanales, niños, niñas y familiares continuaron con esta actividad semanal realizando acciones compartidas desde sus domicilios que, de alguna manera, permitieron agudizar el ingenio para desarrollarlas con los medios disponibles y comprobar que es posible crear materiales, habilitar espacios y compartir juegos comunes, a pesar de las muchas dificultades. También, de esta manera, se mantuvo el vínculo del grupo y participantes, que de semanalmente recibían noticias y devolución del resto de los niños y niñas implicados en este proyecto.

Actualmente un total de 7 niños y 10 niñas participan de manera presencial, manteniendo todas las medidas de prevención sanitarias, en dos grupos diferenciados que cada martes y jueves se dan encuentro en el taller de circo Ortzimuga, con el acompañamiento de la formadora de circo, una voluntaria y una técnica de Médicos del Mundo.

Esperamos en breve, poder realizar una presentación pública del Circo Social Ortzimuga, a través de las NTIC si fuera necesario por las restricciones sanitarias, que permita dar a conocer esta experiencia por parte de sus protagonistas.

Este proyecto cuenta con la colaboración de Fundación Caja Navarra, Fundación La Caixa, Ayuntamiento de Pamplona y Gobierno de Navarra.

Tagged with:
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies